Ensalada de pepino con yogur


Hay un libro del escritor brasileño Jorge Amado que se titula “De como los turcos descubrieron América”.    A mi me hace mucha gracia porque, si cambiamos los nombres de ciudades, pueblos y ríos mas algunas costumbres, la historia muy bien podía haberse desarrollado en Venezuela.  Acá sirios y libaneses empezaron a llegar  a finales del siglo XIX  (aunque me sospecho que a Doña Isabel la Católica se le colaron unos cuantos moriscos.  Y si no lo creen, díganme por qué en Latinoamérica usamos tanto el cilantro y el comino, mientras que en España no es usual su uso).

Por lo general, llegaba primero el hermano mayor o el marido.  Trabajaba como loco y se traía a la novia con la que lo habían comprometido y casado por poder.  Ambos trabajaban como locos y traían al segundo hermano.  Y asi, hasta que por lo menos la mitad de la familia ya estaba acá, amén de unos cuantos niñitos que podían decir que eran venezolanos, made in Venezuela.  Y por lo general se dedicaban al comercio al detal  de telas, bisutería, calzado y similares,   en los barrios de las ciudades y en los pueblos, cobrando por cuotas.

Ya en esa época, mientras aprendían el idioma, las esposas   intentaban conversar con las vecinas y , en muestras de simpatía y solidaridad, mientras las venezolanas les enseñaban a hacer una sopa llamada sancocho ellas  demostraban como se hacía kibbe o ensalada de pepinos con yogur.  Solo que aquí no había ese ingrediente por lo cual solía hacerse con leche cortada con jugo de limón.  Solo a mitad del siglo XX  apareció el yogur en este país.  Asi que,  en el cuaderno de recetas de mi tía  (teníamos una vecina libanesa),  aparece la receta como “ensalada de pepinos y leche cortada”.

Ensalada pepinos con yogur 1Olvidaba:  puede prepararse la misma receta  con calabacines  (calabacitas, zucchini).

 

 

3 pepinos, que estén completamente firmes al tacto y no se les vea ajada la piel, pelados y cortados en ruedas finas

3 dientes de ajo

1 ½ taza de yogur natural firme.  O un yogur  natural firme  y otro igualmente natural, pero  líquido con el cual   se aflojará un poco el firme.

4 ramitas de hierbabuena  (yerbabuena, menta)

1 cucharadita de sal

 

Espolvorear  con sal los pepinos, poner en un colador y dejarlos reposar una media hora.  Luego se  enjuagan para eliminar el exceso de sal.    Picar finamente la hierbabuena o majarla junto con el ajo y el resto de la sal, mezclar con el yogur  y éste con los pepinos, cuidando que todas las rodajas  entren en contacto con el yogur.

Dejar reposar una media hora en la nevera antes de servir.

Es de destacar  que el yogur fresco, con sal, un toque de ajo y yerbabuena es servido en muchos países árabes en calidad de refresco.

 

Anuncios

Acerca de celiacoslatinoamericanos

Mujer, venezolana, celiaca. Me gusta cocinar y jugar en la computadora, leer y los animales de cualquier tipo.
Esta entrada fue publicada en Cocina árabe, Ensaladas, Platos a base de vegetales y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s