Pasticho o lasagna de remolacha


Esto es una versión de las remolachas rellenas con queso  y salsa blanca que se hacía en mi casa de niña.  Solo que les garantizo que es mucho mas fácil cortar la remolacha en tajadas  que ahuecarla para poder ponerle el relleno, sin que se abra un agujero al fondo del vegetal.  Y también tiene un aspecto mas atractivo.

La  foto de la izquierda  corresponde al “antes” y la otra al después de su paso por el horno

Pasticho  (lasagna) de berenjenas   antes de gratinarPasticho  (lasagna) de remolachas  despues de haber sido gratinada

 

 

 

 

 

6  remolachas   (betabeles, betarragas)   de buen tamaño, lo mas iguales posible, lavadas y cocidas en agua con sal hasta que ablanden

2 cucharadas de mantequilla o margarina

2 cucharadas de maicena

2 tazas de leche muy caliente

Pimienta que debería ser blanca pero si no la hay, usar la de siempre; nuez moscada rallada de la nuez;  sal;  una pizca de azúcar, todo  al gusto

Estragón o eneldo, al gusto

¼ Kg. queso mozzarella, cortado en láminas, rectangulares o redondas.  También sirve queso blanco fresco, del país, siempre que derrita aunque solo sea un poco

3 ó 4 cucharadas de queso parmesano rallado.  En el caso de Venezuela, sugiero usar pecorino  o  queso de año rallado

1 molde tipo pyrex, de ser posible rectangular o cuadrado

Quitar la piel a las remolachas.  Si se tiene un molde rectangular,  quitar las partes redondeadas a las  mismas   -con las que se puede hacer una crema   con esta receta–   para obtener un cuadrado que se cortará en tajadas de mas o menos 3/4 cm. de espesor.  Si el molde es redondo,  cortar las remolachas en  ruedas del mismo espesor.

Cortar la mozzarella con la misma forma que se le haya dado a la remolacha

Derretir la mantequilla y,  a fuego muy suave o fuera del fuego,  añadir la maicena, revolviendo hasta que disuelva en la mantequilla.  Subir el fuego e ir agregando la leche poco a poco, removiendo siempre, salpimentar y añadir la pizca de azúcar.  Cocinar unos 5 minutos.  Rallar la nuez moscada sobre la salsa  hasta que se sienta su olor.

En caso de que a  la salsa  se le formen grumos, pasarla por la licuadora

Poner en el fondo del molde una capa de bechamel.  Hacer una capa de remolacha cuidando no queden sitios sin cubrir con remolacha para evitar que la salsa se cuele hacia el fondo del molde, espolvorear con sal, pimienta y azúcar si hace falta y con el estragón o el eneldo,   luego cubrir con la bechamel y sobre ésta poner una capa de  mozzarella  a la cual  le espolvorearemos un poquito de parmesano.

Formar una o dos capas adicionales, terminando con bechamel, mozzarella y parmesano.

Llevar a horno precalentado a 180ºC durante unos 20 minutos o hasta que el queso mozzarella derrita y el parmesano gratine.

Servir caliente

Anuncios

Acerca de celiacoslatinoamericanos

Mujer, venezolana, celiaca. Me gusta cocinar y jugar en la computadora, leer y los animales de cualquier tipo.
Esta entrada fue publicada en Pasteles salados y pudines, Platos a base de vegetales, Recetas cocina sin gluten y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s